El CBC Valladolid confirma su buen momento de forma

El Carramimbre vence por 65-72 al Ourense

Tras el épico partido del miércoles día 1 de noviembre, digno de ACB, el Pucela llegaba a Galicia con mucha rabia contenida. El rival lo sabía, y aún así, no pudo hacer nada para frenar a unas ardillas que cada vez se sienten mucho más cómodas en LEB Oro.

El primer cuarto comenzó tremendamente competido. El Ourense, último equipo clasificado, llevaba a los visitantes a su terreno, juego rápido y sin tiempo para que la defensa individual organizada por Paco García le diera tiempo a fijar a sus marcas. El desajuste defensivo y el intercambio de canastas se prolongó los primeros 10 minutos de partido. Alexsi Ahonen consiguió desactivar a Chatman y casi lo saca del partido pronto. El Río Termal había estudiado bien a su rival y sabía que su flujo ofensivo y gran parte de sus opciones era desactivar al base norteamericano. Chatman, siempre muy impulsivo, sumó su segunda falta muy pronto. El míster del Valladolid, con sus grandes lecturas de partido, su defensa. La zona 2-3 con la que saltaron las ardillas a la pista, tras un tiempo muerto, fue un hueso muy duro para los locales, que chocaban una y otra vez en los intentos de penetración y que, además, veían como sus lanzamientos lejanos no entraban. Astilleros y Kok lo atraparon todo bajo canasta y se empezaron a ver minutos de mucha calidad en el CBC. Al final del cuarto, la diferencia que llegó a ser de 9 puntos, se quedó en 4 con el 21-17.

Tras el inicio del segundo cuarto, Paco García volvió a tirar de inventiva y, cuando el Ourense intentó sorprender, los visitantes tiraron de defensa indiviudal. La confusión en los ataques locales era evidente y, cuando se hicieron a la nueva situación, el Pucela volvió a la zona 2-3. El trabajo táctico del entrenador del Carramimbre es impecable, como se está viendo durante la temporada. Alvarado, Astilleros y Graham-Bell llevaron el peso del equipo, tanto en defensa como en ataque y el CBC se fue distanciando poco a poco. Los números ofensivos gallegos evidencian el gran trabajo defensivo. Ningún tiro fácil en todo el cuarto y los fallos continuos desde el triple, dejaron al Ourense con 11 puntos en estos segundos diez minutos (sólo lograron 3 en los primeros 6 del cuarto) y ponían el partido de cara al Carramimbre con el 32-37 con el que se llegaba al descanso.

Si la defensa del Valladolid estaba siendo buena, en el tercer cuarto rozó la perfección. Jito Kok hizo casi de portero de fútbol; lo paraba absolutamente todo, los gallegos tuvieron que dejar de intentar de penetrar la zona ante semejante demostración de fortaleza física bajo el aro. Con un Chatman desaparecido, Alvarado tomó las riendas en ataque. Tras unos minutos de juego lento y bronco en los dos equipos, de la Fuente, Gantt, Graham-Bell y Jito Kok dieron un paso adelante y empezaron a anotar jugada tras jugada. El base canario siguió repartiendo juego en ataque y el pívot holandés ajusticiaba bajo las dos canastas. El Río Ourense Termal acabó el cuarto completamente desquiciado, sólo Ndoye estuvo al nivel de sus rivales, pero poco pudo hacer frente al torrente vallisoletano que se marchó al final del útlimo cuarto con la victoria encarrilado por 41 a 54 (13 puntos de diferencia).

El Ourense, que traía bien aprendida la lección de frenar a la estrella Wade-Chatman (que se marchó con 0 puntos y -9 de valoración), no contaba con que toda la plantilla visitantes demostraría que el Carramimbre tiene derecho a soñar con todo. Salvo Uta y Max, de los que se espera más baloncesto, el resto del equipo dejó su huella en el Pazo dos deportes y que todos están muy enchufados. Gantt y Graham-Bell respondían en el último cuarto a los intentos de remontada locales. Ahonen, que se hinchó a anotar canastas sin Chatman sobre la cancha, no era suficiente para acercar a los suyos en el marcador. El CBC, que bajó la intensidad en los minutos finales, fue regulando su margen para no sufrir y llevarse la cuarta victoria del campeonato por un 65-72 que reflejaba lo visto en la pista.

El Carramimbre suma su cuarta victoria en siete partidos (tercera lejos de Pucela) y se sitúa en puestos de playoffs de ascenso a ACB. Con estos cuatro triunfos, las ardillas ya han cumplido un cuarto del objetivo de 12 victorias que las mantendrían en LEB Oro. El CBC Valladolid se ha ganado el derecho a soñar, por los triunfos, por Chatman y Sergio de la Fuente y, porque además, detrás de estos dos pedazo de jugadores hay una plantilla que ha respondido a la perfección cuando no están sus estrellas al 100%. Los fichajes de Kok y Gantt están ayudando a hacer grande a un equipo que parecía que contaba con una plantilla corta. El siguiente partido, el viernes frente al Araberri en el horario habitual de Pisuerga de los viernes, 20:45.

MVP: Jito Kok. Podrían haber estado aquí Alvarado, Astilleros, Gantt o Graham-Bell, ya que los 5 han realizado su mejor partido. Pero nos quedamos con el “5” holandés por su potencia en las zonas que ha dado defensa y ataque. Su doble-doble (13 puntos y 10 rebotes) le otorgaron un 19 de valoración en Galicia.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s